5 de agosto de 2010

Nubes

...























A veces callamos

y una cuchilla nos atraviesa el iris

Es lo que nos enseña el parlante:
Su voz vive en el aire, llena de alegría,
se aguanta a sí misma, obstinada;

es la música mas hermosa del mundo,


¡La música mas hermosa del mundo!

La fiesta continúa calle abajo hasta un parque en medio de la primavera,

La orquesta dejó de tocar pero yo sigo viendo el reflejo de todo ese júbilo

sobre el espejo de aquél ojo enorme:
...























Quise darme vuelta para seguirlos, pero me sentí ridículo

y cuando dejé de sentirme ridículo
las ranuras de mi persiana habían empezado a oscurecer.

Era la noche,

la había hecho sonar un parlante,
atornillado en una caja de madera que amortiguaba las vibraciones a su modo,
esquivando el espasmo de las ondas sonoras enloquecidas como campanas,
y yo hubiera querido quitarme de la mirada pero no fui capaz.

Carnaval.
Se me vino a la cabeza la palabra carnaval.

En alguna ocasión yo lo había llamado carnaval,
cuando era niño,

después se acabó.
...
...
Todas las fotos de Albert, nuestro gentil genio.

...